A ti mi Amor… Se que te quiero. pero ya no lo siento. Quiero regresar. Volver. Recuerdo cuando salir de mi casa y encontrarte afuera hacia que mi corazón se acelerara, ahora me da igual si vienes o no. Cada vez todo se hace más aburrido. Ya no creo sus palabras. Tus Te quiero me son rutinarios. Incluso tu mirada ya no me incomoda, ya no me enamora, es la misma, lo percibo, pero ya no siento nada. Me da lo mismo si salimos, me da igual si entramos. Antes deseaba tanto hablar contigo, antes solia sonreir todo el tiempo cuando estabamos juntos, ahora hay mas lagrimas que risas. Ya no me siento. Ya no te siento. Ya no siento que te quiero.
Permitame despertar de este mal sueño al que llaman vida…
B.M (via una-bulimica)
¿No se aburrirán los círculos de ser redondos?
Y los cuadrados… ¿no se cansarán de estar conformados sólo por líneas?
¿O es que sólo yo me canso de ser lo que soy?
Y yo me pregunto…, Camila Buzzo. (via camilabuzzo)
Me lo dijeron una vez: lo importante no es “por qué” suceden las cosas, la real pregunta es “para qué”… La causa no es relevante, no la puedes cambiar; la finalidad en cambio puede ser reveladora, una gran enseñanza si sabes cómo tomarla.
Historias de Sal, Camila Buzzo. (via camilabuzzo)
El hombre más grande en la historia es Jesucristo:
NO tenía sirvientes, aun así lo llamaban Señor.
NO tenía un grado universitario, y le llamaban Maestro.
NO tenía medicinas, y le llamaba Sanador.
NO tenía un ejército, y le temían.
NO ganó ninguna batalla militar, pero conquistó el mundo.
NO cometió ningún crimen, y aun así, lo crucificaron.
Murió y fue enterrado en una tumba prestada, resucitó al tercer día y ahora vive entre nosotros.
Hay días como hoy, que me despierto con la sensación de extrañarte, con el deseo de abrazarte muy fuerte y no dejarte ir… pero luego recuerdo el motivo por el que te fuiste y vuelvo a sumergirte en el olvido o por lo menos lo intento.
COOS (via fruta-y-menta)
No porque conviva con cierta gente todos los días, significa que son mis amigos.

(Fuente: reincidencias)